Si me conoces no es una novedad que soy una loca de las redes sociales. Tengo todo lo que se pueda tener, mi Pinterest es la más grande evidencia de mi #toc, tengo más boards que ganas de vivir. Quiero a mi Instagram más que a algunos miembros de mi familia, y no hay mejor manera de saber de qué humor estoy que entrar a mi Twitter, donde dejo salir todas mis quejas del mundo.

Últimamente mi obsesión favorita es Snapchat, aún no sé cuál es su gran atractivo, pero algo que sin duda amo es poder compartir todas las tonterías que no me atrevo a poner en otras redes sociales, porque Snapchat es un lugar seguro, pues se van a borrar, además no tienes la presión de cuántos likes va a tener o si les va a parecer divertido o no. Es un lugar para tontear sin preocupaciones, la interacción con tus amigos es divertida, pero lo mejor es ver a los famosos, pues te dan un sneak peak de lo que son sus vidas reales, supongo que mi lado voyeurista se ve saciado en gran parte al ver que también Kate Hudson sufre con su clase de pilates, aunque se ve fabulosa y que Eva Longoria odia despertarse temprano tanto como yo. 

Si quieren verme haciendo tonterías y quejándome en voz y no en texto, síganme @karennjoy13.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *